Entre los diferentes tipos de créditos, la hipoteca se establece como uno de los más recurrentes e importantes que pueda llegar a efectuar una persona, pues además de involucrar un monto alto de dinero implica la creación de un contrato de altísimo duración, por tanto se hace más que pertinente informarse detalladamente antes de dar el gran paso.

Quien tenga en mente pedir una hipoteca debe analizar previamente una serie de factores para que al momento de concretar el hecho se asegure de estar haciendo lo más conveniente en pro de sus sueños y objetivos inmobiliarios.

Consejos para pedir una hipoteca

  • Cumplir el perfil de la entidad bancaria: aunque pueden encontrarse muchas similitudes, cada entidad bancaria establece parámetros específicos en cuanto al perfil del usuario al que le será aprobada una hipoteca. Lo correcto es informarse con antelación y hacer lo necesario para garantizar el ser apto para esta solicitud.
  • Ten claro el monto de dinero que precisas: además del valor neto de la vivienda, seguramente habrán de existir algunos gastos extras necesarios bien sea para su adecuación o para documentación, considéralos a la hora de calcular la cifra exacta.
  • Revisa las condiciones: tal y como en cualquier contrato, la letra pequeña al igual que las con los términos y condiciones, son aspectos que no deben tomarse a la ligera. A veces puede ser prudente discutir estos temas con un abogado para no exponerse a posibles abusos.
  • Hacer comparativas: todo aquello que representa una inversión económica y más aún una deuda, debe ser comparado para establecer la alternativa más  viable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *