La pérdida del pelo en el sector femenino es un problema serio que atenta contra la autoestima y por supuesto contra la calidad de la imagen corporal que se desea proyectar, por lo anterior, nos ocuparemos en este oportunidad de las causas de la caída del cabello en las mujeres ya que conociendo la raíz del asunto resulta mucho más fácil elegir los medios para darle el adecuado manejo.

Considerando que culturalmente la caída del cabello en el hombre se toma como algo bastante común y muchos chicos calvos se consideran atractivos, todo lo contrario sucede con las damas, quienes suelen verse mucho más afectadas por la vergüenza que les provoca la pérdida de su amada melena a pesar de todos los esfuerzos que puedan hacer para procurar su salud capilar.

¿Por qué se cae el pelo de las mujeres?

Es importante señalar que antes de que se acentúe la caída el cabello este usualmente empieza a mostrarse muy débil, cabe anotar que en el caso de las mujeres es la parte superior de la cabeza en dónde suele presentarse con mayor intensidad esta clase de cambios.

  • Escaces de proteínas en la dieta: la restricción de alimentos como los huevos y la carne genera una disminución del acceso a suficientes proteínas, es entonces cuando el organismo para protegerse deja de producir pelo.
  • Cambios hormonales: el consumo de la píldora anticonceptiva al igual que la etapa del embarazo, el postparto, presentar ovarios poliquísticos y hasta la menopausia suelen desencadenar estos desequilibrios.
  • Estrés y depresión: el inadecuado manejo de las emociones puede conseguir que se presenten este tipo de síntomas.
  • Exceso de vitaminas: de la misma manera que el consumo de estas puede estimular su crecimiento, los excesos de estos suplementos pueden conducir a desórdenes capilares importantes.
  • Genética: gracias a los genes del padre la alopecia puede heredarse siendo necesario implementar un tratamiento con medicamentos tal y como es el caso del popular minoxidil.

Detectar la caída del cabello en la mujer

Es normal que al peinarse suelan quedar unas cuantas hebras de pelo en el cepillo, sin embargo existen unos cuantos signos de alarma que pueden avisar que se requiere consultar con el médico. Entre estos tenemos la pérdida de la densidad del cabello en toda la cabeza, su debilitamiento y la disminución de la densidad en la parte superior de la cabeza.

Estar atentas a todos estos cambios es vital para buscar orientación y por consiguiente un buen tratamiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *